Concurrirá el rector Rodrigo Arim junto con una delegación integrada por prorrectores, decanos, directores y representantes de los órdenes universitarios.

La propuesta presupuestal de la Udelar apunta a cumplir con varias líneas programáticas, entre ellas, democratizar la educación terciaria y superior de calidad, consolidar y profundizar el proceso de regionalización de la Udelar, efectivizar los derechos de las personas en todas las actividades universitarias, fortalecer la creación y uso de conocimiento científico, la integración de conocimientos y prácticas en la comunidad y la enseñanza de posgrado.

También se propone reformular y ampliar el Hospital de Clínicas promoviendo su inserción en el Sistema Nacional Integrado de Salud, así como fortalecer la formación de recursos humanos del área de la salud.

Se incluyen propuestas para adecuar el salario real de los trabajadores universitarios, para adecuar las estructuras académicas y la carrera docente, fortalecer la gestión y el cogobierno, y la evaluación sistemática de resultados.

Se plantea continuar construyendo infraestructura adecuada, fomentar las redes de colaboración en el país, la región y el mundo y la coordinación con instituciones de la educación pública.

Durante la instancia de aprobación de esta propuesta por parte del Consejo Directivo Central de la Udelar, el 31 de julio pasado, el rector expresó que «le ha costado mucho a esta comunidad universitaria y académica avanzar». Si bien el país debe afrontar dificultades sociales y económicas derivadas de la crisis sanitaria, una asignación de recursos que no acompañe esta propuesta puede generar «consecuencias de largo aliento muy nocivas».

Agregó que se trata de una propuesta moderada, y que «no es un asunto de dinero, es una apuesta hacia el futuro, programática, de desarrollo y oportunidades objetivas, fundamentalmente pensando en los jóvenes y en el futuro del país».

Ver noticia relacionada:

Propuesta universitaria: sin renunciar al futuro